La cadena de suministro en el transporte y la logística

La cadena de suministro en el transporte y la logística

La cadena de suministro en el transporte y la logística

La cadena de suministro en el transporte de mercancías y las operaciones logísticas es una pieza clave del engranaje que mueve a las empresas de cualquier actividad entre proveedores y clientes.

Por cadena de suministro se entiende, en resumen, al subsistema a través del cual es posible gestionar el proceso de producción desde la adquisición de materias primas hasta la venta del producto final.

En el ámbito de la gestión de la cadena de suministro, conocida también como Supply Chain Management (SCM), los eslabones abarcan diversas divisiones o áreas de un la empresa en tres fases principales que incluyen diversos procesos, desde el suministro, pasando por la fabricación y concluyendo en la distribución.

Para el éxito de estas etapas de la cadena de suministro, el operador logístico y de transporte ocupa un rol central, ya que permite asegurar el flujo entre las diferentes fases y conciliar costes con presupuestos.

El rol clave del transporte en la cadena de suministro

De una u otra forma, es el operador de transporte de mercancías quien acaba por interactuar por la empresa, tanto con proveedores como con clientes.

Este aspecto le atribuye al operador logístico un papel central en la gestión de la cadena de suministro y, por lo tanto, en la imagen del negocio:

  • Se genera confianza en el desempeño de la empresa, cumpliendo con los tiempos de entrega y la relación con los proveedores.
  • Se optimizan costes, al considerar los diferentes servicios del operador logístico (almacenamiento, embalaje, picking, distribución, transporte urgente, etc.) y cómo aprovecharlos mejor.
  • Se optimizan las operaciones, al involucrar y aprovechar las tecnologías de las que dispone el operador logístico para ofrecer más información a los procesos de producción y distribución.

Algevasa Logistics ofrece el servicio tanto para atender a la entrada como a la salida, dispone de almacenes operativos propios en Barcelona y Madrid para el almacenamiento de repuestos y equipos o artículos de mantenimiento.

En la actualidad, un aspecto clave que determina muchas veces la elección del operador logístico es la aplicación de tecnologías que permitan una colaboración y seguimiento directo por parte de la empresa.

Nuestras flotas, así como los almacenes, se encuentran equipados con las más recientes tecnologías para la gestión y el monitoreo de las actividades, así como el control de inventario y,  para facilitar la gestión logística, una división pensada para acompañar a nuestros clientes en la transformación digital.