Los sistemas de gestión de flotas, tanto los que están ya integrados en los camiones desde fábrica como los que pueden instalarse a posteriori, es el futuro para el transporte de mercancías y cuentan ya con una gran presencia en los camiones europeos y estadounidenses.

Se trata de una herramienta con un gran futuro dentro del mundo de la logística ya que permite hacer una monitorización completa del trabajo, lo que da lugar a una mejor optimización de las rutas, ahorrando tiempo y dinero. Facilita un mayor control sobre la carga, reduciendo al máximo la posibilidad de la pérdida de paquetes y aporta mejor control sobre el gasto de combustible, lo que permite tomar medidas para establecer unos criterios de conducción más eficientes que ahorren costos y a la vez mejoren la productividad de los conductores.

Mediante sistemas que transmiten la información directamente desde el camión a un ordenador, una tablet o un móvil, es fácil ver y analizar la información y adoptar medidas que ayuden a mejorar los procesos logísticos.

Los sistemas de gestión de flotas son ya algo muy habitual en países de nuestro entorno, pero en España no están todavía demasiado desarrollados, en parte por la gran inversión que deben hacer las empresas para instalar estos sistemas.

A fin de conseguir una mayor implantación de los sistemas de flotas, el Instituto de Diversificación y Ahorro de Energía (IDAE) ha establecido un programa de ayudas destinado a las empresas de transporte a fin de facilitar la instalación de sistemas de gestión de flotas que ayuden a mejorar su eficiencia energética e impulsen su competitividad.

Las ayudas están disponibles para sistemas telemáticos de gestión de flotas de transporte, software y hardware de planificación y control de rutas, sistemas tecnológicos de mejora de gestión de combustible y sistemas tecnológicos de gestión de carga y descarga; podrán solicitarse hasta el 5 de mayo de 2016, salvo que la partida presupuestaria se agote antes.