La planificación en el almacén logístico


La planificación en el almacén logístico es clave para dar un buen servicio

Recepción, almacenamiento, control de existencias, expedición, son muchas las actividades que se integran en el engranaje aún mayor del negocio en su totalidad, por lo que debe atenderse a una correcta planificación en el almacén logístico.

Si bien la planificación es clave en cualquier negocio, cuando de almacenamiento se trata, debe seguir una estratégica adecuada según el tipo de negocio y de mercancías de que se trate.

Estructura de un plan funcional del almacén

Las actividades de almacenamiento y el tipo de mercancías que se podrán gestionar en este están alineadas al espacio físico disponible.

La planificación tendrá que ser:

Estratégica: con previsiones del ingreso y salida de mercancías a mediano y largo plazo, estableciendo el tipo de manipulación que se requerirá, el volumen que se ocupará en diferentes momentos y la estimación de los recursos para las operaciones.

Táctica: basado en previsiones a mediano plazo y los recursos disponibles en cada momento.

Operacional: controlando que los flujos operativos resulten eficientes.

En la planificación las actividades y funciones tendrán asignaciones de recursos específicas y asistidas mediante herramientas tecnológicas que permitan su control, seguimiento y análisis para la mejora continua de la gestión.

Estas tecnologías permiten el control y seguimiento de las mercancías en todo el proceso, desde su recepción, almacenamiento, conservación y expedición.

Ubicación del almacén como parta de la planificación

Para la cada vez más amplia red geográfica de la distribución, la ubicación de los almacenes resulta clave en la gestión de recursos asociados a la planificación logística.

Cada vez más empresas, optan por la externalización del almacenaje o una parte de este.

Tanto por razones económicas como de alcance geográfico, esta una alternativa que resulta eficiente para mejorar la competitividad.

Las empresas dedicadas al transporte y almacenamiento de mercancías cuentan con almacenes ubicados estratégicamente, así como con una planificación en el almacén logístico que permite aplicar diferentes métodos de almacenamiento ajustados a las necesidades del negocio.

Sobre el autor