En materia de transporte de mercancías el camión sigue siendo uno de los medios más empleados tanto a nivel nacional como internacional. Los últimos datos oficiales ponen de manifiesto que el transporte internacional por carretera sigue aumentando.

El transporte internacional por carretera aumenta en el segundo trimestre. Entre los meses de abril y junio de este año el transporte internacional de mercancías en camión ha tenido un crecimiento de un 14,9% con respecto al mismo período de 2014. La Encuesta Permanente del Transporte por Carretera que publica el Ministerio de Fomento destaca que las exportaciones españolas durante el segundo trimestre del año fueron de 9,8 millones toneladas frente a las 7,4 millones de toneladas de mercancía que han entrado en el país como importaciones en el mismo período.

El baremo tonelada/kilómetro se ha incrementado entre abril y junio un 8% en comparación interanual, alcanzándose los 55,46 millones de toneladas/kilómetro.

A nivel nacional el transporte de mercancías por carretera también ha aumentado. El transporte nacional durante el segundo trimestre ha sido de 300,18 millones de toneladas, lo que supone un crecimiento de un 4,1% respecto a los meses de abril a junio de 2014. El baremo tonelada/kilómetro en el ámbito nacional ha aumentado un 6,42% en comparación interanual, habiéndose registrado un movimiento de 35,57 millones de toneladas/kilómetro.

De cara a los próximos meses los expertos creen que el flujo de camiones circulando por Europa podría reducirse debido a la crisis migratoria que está dando lugar a la reimplantación de puestos fronterizos en algunos países.

El establecimiento de fronteras y aduanas en algunos puntos de Europa está causando ya retrasos en las rutas y embotellamientos en algunas de las vías más importantes de países como Alemania y Austria. De prolongarse la situación los costos del transporte podría experimentar un crecimiento de cara al final del año.

Ante el temor al restablecimiento de las fronteras en el espacio Schengen, las empresas del sector ya han advertido que esto les causaría un perjuicio de hasta 600 millones de dólares al año.