Las formas de comprar están cambiando a nivel global gracias al auge cada vez mayor de las tiendas online.

Hace apenas cinco años los consumidores eran muy reacios a la hora de hacer sus compras en tiendas virtuales, pero hoy en día el número de clientes potenciales de las tiendas online no para de crecer. Factores como el establecimiento de medios de pago más seguros, o un rediseño logístico que ha facilitado las entregas de mercancía y las devoluciones, han animado a muchos sectores de la población a realizar sus compras en tiendas online.

El transporte urgente express ha tenido una gran importancia en la consolidación del e-commerce, ya que los tiempos de entrega se han convertido en uno de los principales factores de diferenciación de las empresas que venden online.

A través de su ordenador u otro dispositivo los consumidores pueden hacer su compra en cualquier lugar del mundo. Las últimas encuestas sobre esta materia han puesto de manifiesto que cuestiones como el precio o la calidad son decisivas a la hora de que la compra finalice con éxito, pero también la entrega es un factor importante.

Los consumidores no quieren ir a la tienda a comprar, pero quieren que una vez que han hecho su compra online la mercancía esté en su domicilio lo antes posible. Por eso, el no tener un sistema de transporte urgente express que se encargue de realizar las entregas en un plazo de 24 a 48 horas, es una de las razones por las que los consumidores abandonan sus carritos de la compra sin haber formalizado el pedido.

A ello hay que añadir que los consumidores no ven el producto hasta que éste no llega a su casa, por lo que exigen un servicio de devoluciones que sea rápido, eficaz y además gratuito.